• Guillermo Elizalde

7 Recomendaciones para mejorar tus habilidades de redacción



Es relativamente sencillo repasar habilidades deportivas o musicales: simplemente practica más. Pero mejorar tu capacidad de escritura es un poco más complicado. Si no haces nada más que aumentar tu producción, probablemente no verás mejoría correspondiente en términos de calidad.

Para ayudarte en el camino a mejorar tu redacción aquí presentamos una serie de recomendaciones que seguramente serán de gran utilidad:


Leer de todo

La mayoría de los escritores comenzaron como lectores voraces, por lo que probablemente ya dedicas mucho tiempo a leer. No obstante, si solo está leyendo un tipo de contenido, piense en ampliar sus horizontes literarios.

La exposición a una amplia gama de estilos, temas y formas le enseña nuevas técnicas y le brinda una nueva inspiración. Por ejemplo, leer poesía lírica te mostrará cómo transmitir emociones, mientras que leer un artículo periodístico te mostrará cómo llegar al grano.

Trata de leer al menos una cosa por día que esté fuera de su zona de confort. Como resultado, debería notar que su propio contenido se vuelve más sofisticado.



Configura un horario

Escribir es bastante similar a hacer ejercicio. Las primeras veces que lo haces, te cuesta terminar. Pero sigue practicando, y antes de que te des cuenta, las cosas que solían parecer imposibles ahora son simples.

Todos tienen diferentes cantidades de tiempo libre, pero intenta realizar al menos 30 minutos de práctica de escritura todos los días (si puedes más, incluso mejor). Como hacer ejercicio, es útil elegir un momento y ceñirse a él. La mayoría de los escritores optan por hacerlo temprano en la mañana o tarde en la noche, dependiendo de cuándo su creatividad y energía alcancen su punto máximo, ¡pero elige lo que funciona para ti!


Aprende a organizar un párrafo

Una forma útil de mejorar tus habilidades de escritura es comenzar los párrafos con una oración temática: es decir, una oración que explique sobre qué va a escribir. Continúa con oraciones de apoyo: es decir, oraciones que brinden más información sobre el tema. Termina con una conclusión: es decir, generalmente es un resumen de las ideas desarrolladas en el cuerpo del párrafo. Aprende a hacer transiciones entre párrafos para señalar las relaciones entre las ideas a fin de crear un cuerpo de texto fluido.


Escribe un esquema

Incluso en un escrito muy simple, debes mantener algún tipo de organización para transmitir el mensaje que deseas de una manera clara y ordenada. Hay muchas formas diferentes de escribir esquemas y estas tienen mucho que ver con la forma en que organiza las cosas en tu mente.


Reescribe piezas antiguas

La lectura de tu trabajo anterior debería hacer que te estremezcas: muestra que estás mejorando. Para comparar simultáneamente su progreso y perfeccionar sus habilidades, elije una pieza vieja y mejórala.

Puedes realizar ediciones ligeras o hacer una reescritura total, dependiendo de la calidad de la pieza. Toma nota de lo que estás cambiando. ¿Tu tono es diferente? ¿Hay errores estructurales? ¿Necesitas más o menos explicación?

Una vez que regrese a su trabajo actual, trata de ser consciente de los errores que encontraste para no repetirlos.




Ve a una reunión de escritores

Debido a que es casi imposible analizar tu propia escritura de manera objetiva, obtener comentarios externos es crucial. Por cierto, eso nunca deja de ser cierto. ¿Por qué crees que incluso los escritores más experimentados tienen editores?

Una reunión de redacción es una oportunidad fantástica para recopilar comentarios. Por lo general, son lugares bastante acogedores, lo que significa que no tiene que preocuparse de que su trabajo se haga pedazos. Saldrá con algunas sugerencias útiles y probablemente un par de ideas nuevas.

Como podrás imaginarte, tradicionalmente las reuniones se han realizado de forma presencial pero ahora tenemos más ofertas y mejores oportunidades en línea. Aprovecha que tienes acceso a las redes sociales y busca el grupo que más te agrade.


Realiza un curso en línea

Aprender haciendo es genial, pero a veces, desea una explicación sencilla de los conceptos y las mejores prácticas. Nuevamente hacemos hincapié en que los cursos que se ofertan actualmente cumplen las expectativas y necesidades de prácticamente todos: unos son presenciales, otros se siguen en plataformas como Zoom, e incluso están los que son on demand; es decir, puedes avanzar con tus lecciones a tu ritmo y consultar al asesor cuando lo desees.


38 vistas

CONEDUCYT. Derechos Reservados®

Correo: lamalditatesis@outlook.com

WhatsApp: 5516813677

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido total de esta página, excepto bajo el consentimiento por escrito de la Junta Directiva.

Consulte nuestro aviso de privacidad aquí

Suscríbete a nuestro sitio